IGLESIA DEL SALVADOR DE TOLEDO (ESPAÑA)

Forma Extraordinaria del Rito Romano

De lunes a sábado, el horario será el siguiente: 17:45 vísperas, 18:15 Santa misa seguida del rezo del Rosario.

Domingo 9 de febrero. Domingo de Septuagésima. Santa Misa Cantada

***MISA MENSUAL EN LUGO. 8 de febrero. Santa misa a las 17:30 horas, en la capilla del Carmen, sita en la calle del Carmen, en Lugo, justo a la salida de la puerta homónima de la muralla de la ciudad.

Para cualquier cuestión relacionada con la celebración de la Santa Misa por el modo extraordinario en Lugo, así como para recibir avisos, si lo desea, puede ponerse en contacto con nosotros mediante la siguiente dirección de correo electrónico: misatridentinalugo@hotmail.com

domingo, 2 de febrero de 2020

LA LUZ BROTÓ PARA LOS RECTOS DE CORAZÓN. San Jerónimo



COMENTARIO DE SAN JERÓNIMO
2 de febrero
Presentación del Señor

Bienaventurado el varón que teme al Señor. Tal es el inicio de del Salmo. No dice aún: Bienaventurado el varón que ama al señor, pues mostrarse temeroso es propio de quienes comienzan, del mismo modo que amar lo es de quienes han alcanzado la perfección. Y es que el prefecto amor está exento del amor. Se alude, pues a los inicios, es decir, al varon que comienza a ser santo.
¿Qué es lo que hace quien teme al Señor? ¿Escucha las palabras de Dios? ¿Es docto en la ley? NO es eso lo que dice. ¿Qué es lo que dice? Sobre manera se deleita en sus mandamientos. Quien teme al Señor, quien es bienaventurado, cumple alegremente sus mandamientos.  No afirma: Cumple sus mandatos, pues muchos lo hacen por temor y por ello no obtienen recompensa. Quien teme al infierno y por eso no fornica no recibe tanto premio como quien observa tal precepto por amor a Dios. Querrá mantenerse en sus mandamientos, es decir, quiere y desea cumplir sus mandamientos. Como un sediento en medio de los ardores del verano, así aquel siente sed de guardar los mandamientos del Señor. Pondrá toda su voluntad en la observancia de los mandamientos del Señor. Resumamos lo dicho: no cumple sus mandatos, sino que desea cumplirlos; y lo desea no de manera circunstancial, sino sobre manera.
En medio de las tinieblas, la luz brotó para los rectos de corazón. Antaño nos hallábamos en las tinieblas y en las tinieblas y la sombra teníamos asiento; pero la luz brotó para nosotros, según dice Isaías. El misericordioso, compasivo y justo. Fijaos en dos de los términos que emplea: misericordioso y justo. Si eres pecador, no pierdas la esperanza de ser perdonado. Pero si eres soberbio y te confías a la clemencia de Dios no te muestres negligente: Dios también es justo. El misericordioso, compasivo y justo.
Comentario de san Jerónimo al salmo 111